Support & Downloads

Quisque actraqum nunc no dolor sit ametaugue dolor. Lorem ipsum dolor sit amet, consyect etur adipiscing elit.

s f

Contact Info
198 West 21th Street, Suite 721
New York, NY 10010
youremail@yourdomain.com
+88 (0) 101 0000 000
teletrabajo

El 60% de los empleados en España se plantearía buscar otro trabajo si tuviera que volver a la oficina a tiempo completo

Por RRHH Digital

Según «People at Work 2022: una visión sobre el equipo humano global», el último informe realizado por ADP® Research Institute, el 60% de los empleados en España valoraría cambiar de trabajo si tiene que volver a tiempo completo a la oficina. Al contrario del temor generalizado que existe, el personal que trabaja desde casa a nivel global se siente más valorado que el que acude a la oficina. Además, considera que cobra un salario más justo y tienen mejores perspectivas en su futuro laboral.

Por otro lado, a nivel global, el 69% de los que trabajan desde casa considera que se les paga de manera justa por su función y responsabilidades, y un 68% por sus capacidades. Por el contrario, los porcentajes de los que acuden a la oficina alcanzan el 49 y el 47 respectivamente. Además, aquellos que trabajan desde casa señalan que tienen más conversaciones con sus empleadores sobre su progreso profesional, sus habilidades o sus necesidades de formación.

En materia de salud mental en el trabajo, el 69% de los trabajadores remotos en todo el mundo comenta que se sienten apoyados por sus empresas, en comparación con sólo el 50% de aquellos que acuden a la oficina. Por otro lado, el 9% de los empleados que trabajan en remoto señala que su empleador no está promoviendo ninguna iniciativa para potenciar la salud mental positiva en el trabajo; el 34% de los que van a la oficina opina igual.

Según Ana Koester, directora de Operaciones de ADP Iberia, «al contrario de lo que mucha gente pensaba sobre que los empleados en remoto serían menos valorados que aquellos que van a la oficina, existe una sensación real de que los empleadores se esfuerzan por garantizar que el personal que trabaja desde sus casas sea debidamente remunerado, reconocido y cuidado. Desafortunadamente, no parece que se preste la misma atención a quienes trabajan en la oficina. Las empresas deben equilibrar sus esfuerzos para que aquellos que acuden físicamente a su lugar de trabajo todos los días se sientan igual de apreciados y valorados, y se tenga en cuenta su salario, evolución, salud mental y otros problemas, como los de aquellos que trabajan desde sus casas»

Por ejemplo, tener datos de gestión del Capital Humano accesibles para crear visibilidad en torno a las personas y los equipos podría ayudar a la toma de decisiones, crear una cultura interna más conectada y mejorar la confianza y la lealtad entre los empleadores y el personal.